Últimamente vemos demasiados remakes, reboots y secuelas. Algunos son buenos, otros son regulares y otros hacen que te broten los instintos asesinos. E incluso a veces, el espectador ni siquiera sabe que lo que ve está basado en algo más.

A lo largo de los años, la animación japonesa ha servido de gran inspiración para numerosas películas de Hollywood… Aunque no todas reconocen el origen de sus ideas. Es por eso que aquí te traemos las 9 películas que copiaron animes y tú ni te enteraste. ¡A la carga!

Las películas que se inspiraron en animes

Atlantis: El Imperio Perdido = Fushigi no Umi no Nadia (Nadia: Secret of Blue Water)

 

Cuando Disney estrenó “Atlantis: El imperio Perdido”, los astutos fans del anime notaron más de un paralelo con un anime muy popular. “Nadia: Secret of Blue Water”, emitida en Japón durante 1989. Nadia parece tener mucho en común con Atlantis. En ambos, un submarino previo a la Primera Guerra Mundial lleva a la tripulación hasta Atlantis. En el centro de ambas versiones de Atlantis se encuentra una gran fuente de energía.

Tanto Nadia como Kida llevan alrededor del cuello una pequeña joya azul que resplandece en tiempos de crisis. Además, en ambos casos, la joya está vinculada a la fuente de energía de Atlantis, pero la heroína no lo entiende del todo. Incluso el diseño de muchos personajes es similar en ambos casos. Y a todo esto, ¿qué tienen que decir los creadores de Atlantis acerca de Nadia? Pues que no sabían de su existencia.

 


Avatar = Mononoke Hime (Princess Mononoke)

 

Mononoke Hime, de Hayao Miyazaki, fue la primera película de anime en dejar su huella de forma internacional. Ésta cuenta con muchas de las “firmas” de Miyazaki. Los temas incluyen la degradación ambiental, la sustancia oscura y maligna, y una fuerte heroína. Da la casualidad de que esos temas también son “firma” del director de Avatar, James Cameron.

Sin embargo, tanto Mononoke Hime como Avatar presentan a un intruso humano entrando en una sociedad salvaje. En ambas películas, el humano es “elegido” por los elementos, se enamora de la hermosa guerrera y finalmente lucha contra los opresores humanos que quieren extraer un metal valioso del sub-suelo.

 


Black Swan = Perfect Blue

A primera vista, no parece haber mucho en común entre la historia de una ballerina y una cantante de pop japonés. Pero, cuando los fans del anime finalmente vieron Black Swan, de Darren Aronofsky, comenzaron a notar similitudes con Perfect Blue. Los nombres de las protagonistas son Nina (CN) y Mima (PB), con rasgos físicos similares. Ambas en la industria del entretenimiento, ambas sueñan en grande y sus personalidades son parecidas.

Aronofsky niega cualquier conexión, pero las escenas y tomas casi idénticas son difíciles de pasar por alto. Especialmente al saber que el director obtuvo en el año 2000 los derechos para un remake de Perfect Blue. Por supuesto, al tener los derechos, el director podía replicar Perfect Blue tanto como quisiera. ¿Por qué se empeña en negar lo obvio? Ese es el verdadero misterio.

 


Dark City = Akira

Dark City resulta uno de los raros casos en los que un director de hecho acepta lo innegable. Alex Proyas ha señalado en numerosas ocasiones al famoso anime como una influencia directa. Asimismo, el director lo llama “un homenaje”, aunque más podría tomarse como un préstamo de ideas y escenas.

Las versiones originales del manga y anime de Akira se convirtieron en éxitos emblemáticos del género. Por esto, no es difícil notar que la batalla culminante de Dark City es un obvio guiño a la batalla final de Akira. Por otro lado, tanto Akira como Dark City lograron inspirar a las hermanas Wachowski para crear su Matrix.

 


El Rey León = Jungle Taitei (Kimba, the White Lion)

 

“El Rey León” fue anunciado como la primera película de Disney no basada en un cuento o historia anterior. Pero tras el estreno, muchos se sorprendieron por sus similitudes con una serie de animación japonesa. ¿La serie en cuestión? “Kimba, the White Lion”, emitida en los 60s. No obstante, Disney objetó que ningún implicado en El Rey León tenía conocimiento de Kimba.

Sin embargo, es sabido que un co-director de la película trabajó como animador en Japón. Esto sucedió en los 80s, época en la cual la serie era muy reconocida. Aunque las tramas son diferentes (pues el anime explora la relación entre humanos y animales), existen algunas similitudes. Desde la épica visión de un león sobre la Roca del Orgullo, hasta la inolvidable aparición de Mufasa entre las nubes. ¿Plagio o coincidencia? Quizás nunca lo sabremos.

 


Inception = Paprika

Otro ejemplo de un director que admite de donde sale su inspiración es Christopher Nolan. En su obra “Inception”, varios agentes invaden y vandalizan los sueños de una persona, una idea sin duda original. Cabe decir que la taquillera e impresionante película debe mucho de su éxito a la película de animación japonesa “Paprika”.

Aunque las tramas difieren, la idea central no está tan alejada. En Paprika también vemos desarrollada la idea de entrar en la mente y sueños de alguien usando tecnología. Aunque, como los fans de paprika habrán notado, Nolan no fue tan lejos como para doblar la realidad misma. ¡Punto para Paprika!

 


Pacific Rim = Neon Genesis Evangelion

En la década de 1990, la escena del anime japonés no era la mejor… hasta que llegó la serie de animación “Neon Genesis Evangelion”. Al instante, el público se enamoró del joven protagonista, que usaba su mente para pilotar una enorme máquina. Aparte, el anime cuenta con su buena dosis de batallas contra monstruos gigantes, lo que lo hace más atractivo.

Si ese argumento te suena familiar, probablemente seas fan de Pacific Rim. La taquillera película tiene un parecido bastante sospechoso con el clásico del anime antes mencionado. No obstante, el director y el escritor afirman nunca haber escuchado de Evangelion o su trama.

 


The Matrix = Ghost in the Shell

Algunos directores y escritores roban ideas o estilos de animes populares e intentan que pase desapercibido. Pero los hermanas Wachowski siempre han sido honestas acerca de su deuda con Ghost in the Shell. Aunque las tramas no coinciden, la acción, el estilo y el ambiente son muy similares.

Según las Wachowski, lo que ellas querían era hacer una película “real” que pudiera percibirse como su contraparte de animación. Así la presentaron al productor Joel Silver, y así pudieron vender la idea. Y si comparamos ambas películas con ojo crítico, ciertamente lograron lo que querían.

 


Van Helsing = Vampire Hunter D

En “Drácula” de Bram Stoker, Abraham Van Helsing fue presentado como un hombre de acción, envejecido y con mentalidad científica. Sólo las versiones posteriores hicieron de Van Helsing un cazador de vampiros bastante experimentado. Por su parte, la película de anime “Vampire Hunter D” creó un cazador de no-muertos verdaderamente original e inigualable.

En un mundo que combina steampunk, magia y ciencia ficción, el mitad-vampiro D parece más un vaquero. D lleva una larga capa negra, sombrero de ala ancha y el cabello largo para protegerse del sol. ¿Te suena un poco su vestimenta? ¡Felicidades! Ahora puedes decir con convicción que sabes de donde surgió la taquillera película de Hugh Jackman y Kate Beckinsale.

 


Y hasta aquí nuestra lista de las 9 películas que copiaron animes sin que tú te percataras. Esperamos que la hayas encontrado entretenida y educativa. Como siempre, te invitamos a seguir investigando por tu cuenta. Quizá encuentres más películas de las que te mencionamos.

Si crees que nos saltamos alguna película clave, o si quieres darnos tu opinión ¡no lo dudes y déjanos un comentario! Ayúdanos a crecer y a ampliar nuestra lista de películas con tus sabios conocimientos.

Y tú, ¿ya te habías dado cuenta?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…
No Hay Más Artículos